jueves, 7 de enero de 2016

Puerto Morelos / Impiden manifestación de inconformes




CANCÚN, MX.- Cerca de cien personas protestaron contra las primeras autoridades del recién creado municipio de Puerto Morelos, en el marco de la toma de protesta del concejo de esta nueva demarcación, ceremonia que encabezó el gobernador priista Roberto Borge Angulo.

Tras realizar una marcha, los manifestantes acusaron a los integrantes del concejo, designado por el Congreso local, de “traidores” y de entregar parte del territorio del nuevo municipio.

Los inconformes señalaron que algunos de los integrantes de la asociación civil Reivindicación Histórica de Puerto Morelos, que promovieron la creación del municipio, pero que permitieron que a la nueva demarcación se le cercenara la llamada “Milla de Oro” y el hotel “Moon Palace”, quedaron como parte del concejo municipal.

“Se vendieron y los premiaron al meterlos al concejo”, acusó el activista Omar Sánchez Cutis.

Los manifestantes salieron de la colonia Zetina Gasca y se dirigieron al antiguo casco, donde se ubican la principal playa pública y el parque central del puerto.

A la par se realizaron los últimos preparativos en la cancha de basquetbol del puerto, designado recinto oficial para la sesión solemne de la toma de protesta del concejo municipal.

Pero en el único acceso al casco antiguo fue desplegada una valla con elementos de la policía preventiva municipal de Benito Juárez (Cancún).

Uno de los elementos condicionó el paso a los inconformes a que no ingresaran una manta, a lo que los manifestantes denominan el “muro de la ignominia”.

En ella destacan las fotografías de los principales dirigentes de la asociación Reivindicación Histórica de Puerto Morelos, incluidas las de Leonel Medina Mendoza y Miguel Ángel Zetina Cuevas, presidente y síndico del flamante concejo.

Sin embargo, los manifestantes insistieron en ingresar la manta y, ante la mayoría numérica de los inconformes, el mando policiaco abrió la valla.

“Este concejo no nos representa”, gritaron los manifestantes al ingresar al parque principal, en donde depositaron una ofrenda floral en el monumento a José María Morelos, prócer en cuyo honor fue bautizado este puerto, que fue uno de los principales puntos para la exportación del chicle que se extraía del norte de Quintana Roo.

Sin embargo, los manifestantes desistieron de ingresar a la cancha de basquetbol, que fue ‘blindada’ con vallas metálicas y policías uniformados y vestidos de civil.

“No quisieron exponernos”, dijo Sánchez Cutis.

No obstante, permanecieron a unos 15 metros de la cancha y dieron la espalda al desarrollo de la sesión solemne.

En tanto, el gobernador Roberto Borge, acompañado de los presidentes de la Gran Comisión del Congreso local, Pedro Flota, y del Tribunal Superior de Justicia, Fidel Villanueva, presidió la toma de protesta del concejo municipal, que estará cargo dela nueva demarcación por nueve meses.

El mandatario estatal dio un discurso en el que señaló que la conversión de Puerto Morelos a municipio fue un compromiso suyo.

Los integrantes del nuevo Concejo son Leonel Medina Mendoza, presidente del consejo, síndico Miguel Angel Cetina y los seis regidores del cabildo: Mirza Povedano, Emilio Muñoz Vado, Marisol Follo, Moisés Flores, Carlos Arguelles y Karina Alfaro.

A la ceremonia oficial, realizada en el parque principal de la cabecera municipal, asistieron los presidentes municipales Paul Carrillo de Cáceres, de Benito Juárez; Mauricio Góngora Escalante, Solidaridad; Fredy Marrufo Martín, Cozumel; David Balam Chan, Tulum; Gabriel Carballo Tadeo, Felipe Carrillo Puerto; Agapito Magaña Sánchez, Isla Mujeres; Luciano Simá Cab, Lázaro Cárdenas; Juan Parra López, José María Morales, y José Alfredo Contreras Méndez, Bacalar.

También estuvieron los diputados federales José Luis Toledo Medina, Arlet Mólgora Glóver, Remberto Estrada Barba y Patricia Sánchez Carrillo; la senadora Luz María Beristain Navarrete; el presidente estatal del PRI, Raymundo King de la Rosa; legisladores locales, secretarios del gabinete estatal, delegados federales, autoridades militares, navales e invitados especiales. 

Fuente: Proceso